¿Qué es la inteligencia emocional? Es la capacidad de manejar y controlar las emociones en uno mismo, así como ser capaces de empatizar con las de los demás. Como en casi todo, la infancia es la etapa crucial en la que aprender a desarrollar nuestra inteligencia emocional.

Las emociones determinan la manera de vivir la vida. Comprender y controlar las emociones es básico para la integración en la sociedad. En cada acto que se hace a diario los sentimientos y las emociones están presentes y no saber manejarlas de forma correcta puede llevar a las personas a ser inadaptadas, infelices o frustradas.

¿Por qué se considera actualmente, muy importante en educación infantil? Pues es sencillo, las emociones y sensaciones son fieles compañeras de la motivación, esto lo convierte en motor de la consecución de objetivos. Incluir experiencias y sensaciones en el proceso de aprendizaje, convierte al mismo en más eficaz. Además, se prepara al niño para la vida, se le educa en valores y en la comprensión. La educación emocional se basa en conocer la empatía y saber experimentarla. Los niños aprenden a controlar sus emociones negativas, sus rabietas, sus reacciones no deseadas se debe trabajar con ellos pacientemente y siempre con una buena comunicación. Para ello centros y padres deben estar compenetrados para ser capaces de hacerles reflexionar tanto en el aula como en casa sobre la importancia de sus acciones, sus repercusiones, etc.

Siempre desde un punto de vista positivo, valor fundamental de Schooltivity. Ofreciendo alternativas y dejando al niño una autonomía e independencia que le permita tomar decisiones y buscar sus propias soluciones, que si se ha educado bien en inteligencia emocional siempre estarán basadas en la tolerancia a los demás y la empatía. Así funcionamos, aportando logros, por ejemplo, que ellos pueden mostrar a sus padres y gestionar en casa con sus tareas realizadas. Para un niño es muy importante verse capaz de realizar una tarea y sentirse bien por ello.

Además, los logros de la APP se pueden personalizar según las necesidades, capacidades y objetivos de cada alumno, lo que los hace adaptarse a cada tipo de niño. Esto les hará más felices y si se sienten a gusto, el aprendizaje será más efectivo.

Recuerda,

¡Hoy va a ser un gran día!